Cap. I: LA LLEGADA DE LA LUNA.

Milk: Ya me tienen harta los dos; siempre es lo mismo, parecen niños, peleandose siempre y ahora hasta lastimados quedaron.

Bulma: Ahora para que entiendan que deben ser amigos…

B y M:¡Se quedan en el mismo cuarto del hospital!

-Se escucha un portazo fuerte en la habitación quedandose solos Gokú y Vegueta. Así duraron 3 horas en silencio hasta que éste fue roto en llanto.

Vegueta: No puedo creerlo-pensó-, ¿ahora está llorando?… ¡Qué lata!

-¡IDIOTA!-

Vegueta voltea muy enojado hacia donde se encontraba Gokú, pero antes de decir algo… siguió escuchando.

Gokú: ¿Crees que me gusta que peleemos?…¿Piensas que es divertido?

Vegueta: Síííí…! ¿Pero crees que a Mí me gusta perder siempre?

Gokú: ¡No!

Vegueta: Kakaroto… siempre hemos peleado desde que nos conocimos; y ahora “resulta que está mal”.

Gokú: […] ¡Kakaroto!… Me llamo ¡Gokú!

Vegueta se queda mudo al escuchar la reclamación… y la razón fue que nunca lo había visto tan ofendido como ese día.

Vegueta: Ok… ¡Go…kú! Que mal genio…

Gokú:[…] Lo siento, pero tenía que decirtelo… pero nunca me atreví.

Vegueta: Mh… estás en tu derecho de reclamar. Pero; tú tienes otra cosa… me puedes decir ¿qué es?

Gokú: Sí, si tengo algo más… pero es una tontería.

Vegueta: Viniendo de ti no lo dudo -pensó-, ¡Ok! ya me dejaste con la intriga… dime que es.

Gokú: […] ¡Me gustan tus ojos azules!, bueno ya lo dije.

Vegueta: ¡¿Azules?!, pero si son negros.

Gokú: [Ush] Cuando te transformas, los ojos se convierten en azules.

Vegueta: ¡¿En serio?! Nunca me había dado cuenta… mh… y a todo esto; ¿que pasa contigo?, ¿te has vuelto loco? -se quedó asombrado-

Gokú: Bueno, lo que pasó es que vi a un par de hombres que estaban… bueno tú sabes….

Vegueta: NO, no sé…

Gokú: -Se sonroja- Ay bueno… besandose.

Vegueta: ¡Besandose! -se sorprende-

Gokú: Sí… me quedé con la duda y le pregunté a Milk… pero solo se puso violenta conmigo, me aventó todo lo que vió, me dijo que nunca tocaramos ese tema y me corrió de la casa.

Vegueta lo seguía escuchando.

Gokú: Le pregunté a Gohan, pero él sabía menos que yo… le pregunté a Piccoro y tampoco sabía nada… fui con Krilin pero solo me cerró la puerta en la cara… fui con el Maestro Roshi y me dijo que es mejor que no supiera nada.

Vegueta seguía escuchando con mucha atención, ya que él sí sabía lo que había pasado -bueno mas bien Bulma le explicó todo-

Gokú: Y ya que nadie me dijo nada… deduje que era algo malo. Pero […]

Vegueta: ¿Pero qué?

Gokú: Bueno… eso fué hace 3 días…y cada noche sueño que …Tú y Yo… hacemos lo mismo.

Vegueta: ¡ESTÁS COMPLETAMENTE LOCO!

Gokú: Por eso mismo no quería decirtelo…sabía que te enojarías conmigo.

Vegueta: ¡Y NO ES PARA MENOS!

Gokú: Hoy te lo iba a comentar… pero llegaste a combatirme y no tuve otra opción que defenderme.

Vegueta: Oye, yo no sabía nada, lo siento… no creí que pensaras así.

Gokú: Sí, …como sea.

Vegueta: Ka…Gokú. Yo vi lo mismo en una película, y Bulma me explicó que eso lo hacen los hombres que están enamorados, o algo así… y yo, … la cuestión es que sentí algo extraño en mi cuerpo…

Gokú voltea a ver a Vegueta con la esperanza de que algo sucediera. Pero al voltear se percata que Vegueta ya estaba sentado en la cama junto a él.

Gokú: Y… ¿Tú que piensas de todo esto Vegueta?

Vegueta: Bueno… creo que si lo hacen por amor… pienso que está bien… ¿o no?

Gokú: ¿Por amor?, ¿es como lo que Milk y yo sentimos? […] Pues ahora que lo pienso, tengo tiempo que no la beso…

Vegueta: Si… con Bulma me pasa lo mismo, siempre está en el laboratorio inventado cosas.

G y V: Creo que…

Cuando voltean los dos se quedan viendo a los ojos sin decir nada más por un momento…

Vegueta: No sé que es ésta sensación, Ka… Gokú […]

Gokú: Yo tampoco sé que es lo que sucede, pero por alguna extraña razón te veo diferente.

Vegueta siente la necesidad de convertirse… y al momento de hacerlo Gokú se abalanzó sobre su cuello sin poderse resistir al ver los ojos azules de Vegueta….

Vegueta: […] Ka…ka….ro…..to…..

Y en un instante los dos se fundían en un beso ardiente. Para ambos era una experiencia nueva… que no podían frenar….

De pronto Vegueta sintió un “KI” más poderoso que el de él… y por un instante se asustó; pero al abrir los ojos Gokú se había transformado tambien y comprendió las palabras de él… y no pudo negar que era lo mas hermoso que jamás hubiera visto.

Los segundos se convirtieron en eternidad, ya que sus mentes se conectaron cual si fueran una sola.

En un ambiente de éxtasis se estrechaban fuertemente entre sus musculosos brazos, dejandose escuchar sus latidos como una melodía que solo ellos podían entender. Gokú apretaba el pecho de Vegueta con tal pasión y deseando que no finalizara ese momento. Por su parte Vegueta en un arranque de ira, deseo, odio y líbido desmedido, despojó a Gokú “como si le arrancara la piel” de esa bata médica que cubría su escultural y excitado cuerpo.

Y él sintiendose indefenso, se recuesta sobre la cama, dejando su cuello al descubierto del cual Vegueta no pudo contenerse y empezó a saborearlo cual si fuere su postre favorito.

Gokú por otro lado un poco menos impulsivo; decidió quitar la bata de Vegueta con algo mas de tacto y sensualidad, pero en uno de los múltiples orgasmos que éste experimentaba sin darse cuenta arañó su espalda mojada; y entrando en éxtasis se dejaron llevar por todos los impulsos que sus cuerpos podía ejecutar sin inhibiciones. Un mundo en donde sólo ellos existían y nada más importaba.

Así transcurrió gran parte de la noche, quedando tan exahustos, pero se dieron cuenta que una hermosa luz iluminaba la habitación pensando que el día los había alcanzado, Gokú se levantó para observar mas de cerca…

Gokú: Es extraño, ese no es el sol. Y aún así brilla hermoso…

Vegueta lo sigue hacia la ventana, abrazando a Gokú y cubriendolo con una sábana muy tiernamente éste comentó…

Vegueta: Esa es la Luna, y su brillo es el que nos convierte en monos gigantescos para poder ser más poderosos y asustar a los demás y poderlos dominar…

Gokú: […] Que romántico -lo dice con un tono muy irónico-

Vegueta: […] Bueno, pero en esta ocasión, Ella es nuestra cómplice de lo que acaba de suceder.

Gokú posa su cabeza sobre el pecho de su amado… quedando en silencio para poder observar aquel paisaje que era el escenario de ése tórrido romance.

Llegó la mañana y tenían que actuar como si nada hubiese pasado.

Milk: Gokú, como sigues… estuve muy preocupada por ti.

Gokú: Muy bien… gracias… creo que mis heridas han sanado por completo.

Bulma entra despues de Milk y se sienta al lado de su esposo.

Bulma: Y bien, ¿les sirvió a ambos haberse quedado solos?

Vegueta: Debo decir que fué… ¡La peor idea que se te haya ocurrido!

Gokú: Si es cierto, Vegueta y yo jamás podríamos llevarnos bien.

M y B: ¡QUE MAL!

Milk: En fin, el doctor dice que ya pueden irse a casa cada quien.

Milk y Bulma salen de la habitación quedando solo ellos.

M y B: Los esperamos afuera. -Lo dicen mientras cerraban la puerta-

Gokú: Y…¿Qué piensas hacer cuando llegues a tu casa?

Vegueta: Voy a practicar, no puedo darme el lujo de estar descansando…

Los dos seguían vistiendose para salir del lugar que los habia visto tener su “Gran Secreto”

CONTINUARÁ…….

Anuncios

Acerca de veguetaandgokuyaoi

Soy una persona que le gusta el anime, pero ultimamente me he inclinado por el "yaoi", yo estoy a favor del amor libre entre parejas. No importa el sexo, mientras exista amor en ambos.
Esta entrada fue publicada en Historia de Amor entre Vegueta y Gokú y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Cap. I: LA LLEGADA DE LA LUNA.

  1. mile dijo:

    woooooo bakan xD

  2. bella dijo:

    que asco mente sucia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s